La identidad masculina  en el mundo moderno se ha despojado de los valores propios de la naturaleza del hombre, como lo son el honor, el carácter y el respeto de la mujer. La educación actual del hombre se fundamenta en el poder intelectual, económico y social, perdiéndose por completo el desarrollo del carácter, la fuerza, el espíritu de lucha, y la noción del propio honor. Pero la educación y el refinamiento intelectual en el hombre debende ser compensados con un debido desarrollo de su carácter, ya que de lo contrario su identidad se verá gravemente debilitada y su equilibrio interno será precario. Actualmente no existen referencias culturales acerca del desarrollo de la identidad masculina, ya que no se incluye en la educación de estos un sentido claro de lo que es su propia psicología y de cómo deben cultivarla.

El hombre del mundo moderno confunde el propio desarrollo interno con el desarrollo de su profesión, equiparando el éxito profesional con el éxito personal y el éxito de su identidad. Esta confusión hace que el hombre se embarque en una lucha perpetua por ser el mejor, movido por un ansia de poder personal, económico y social, que lo desvinculan del contacto real con su vida  familiar, su mujer y su propia persona. Así, el hombre progresa en lo social a costa de sacrificar su vida íntima y su auténtica identidad, ya que no tiene ninguna noción del desarrollo auténtico de su ser y de lo que es su psicología de género. Todo esto hace que su desarrollo sexual se vea trabado, permaneciendo, ya de adulto, en una fase adolescente de manejo de su sexualidad viéndose, por un lado, privado de la entrega sexual de su mujer y, por otro lado, arrastrado por un deseo frustrado que lo enreda, en la sombra, en todo tipo de relaciones insatisfactorias y tormentosas. El hombre acaba así viviendo una vida que no quiere vivir, en un matrimonio que no le satisface, y teniendo que renunciar a su libertad por complacer los deseos de una mujer con la que no se entiende y a la que se encuentra atado. En este taller se tratan los fundamentos técnicos del desarrollo de la identidad masculina, para que el hombre alcance un desarrollo auténtico de si mismo que armonice la “fuerza” con la “educación”, a través de un conocimiento más fiel de lo que realmente es y lo que quiere para sí mismo.

Para ver el contenido del taller haz clic en este enlace

Si deseas recibir información sobre organización de próximos cursos, por favor déjanos tu email. Haz clic aquí.